Ineptitud de Endesa (y otros proveedores) y el derecho al pataleo

Hace mes y medio estoy viviendo en mi nueva casa, un pequeño apartamento, para el que necesité solicitar el cambio de titularidad de agua y luz, y la tramitación del alta de suministro de gas.

Maldigo la hora en la que se me ocurrió hacerlo con Endesa, ya que en estos momentos (en los que las mañanas zaragozanas marcan muchos días 2/3 grados) todavía no dispongo de gas, y por tanto ni agua caliente ni calefacción.

Al solicitar el alta me indicaron que la media de tiempo para la instalación del contador era de uno 6 días. Teniendo en cuenta que estaba el puente del pilar por el medio, imaginé que a mediados de octubre ya estaría solucionado. Me pidieron un teléfono para que el instalador se pusiera en contacto conmigo para acordar el momento de hacer la instalación. Les di mi número de móvil de forma que día y noche pudieran localizarme.

Desde el día de la solicitud he llamado al teléfono de atención al cliente unas 12 veces, recibiendo respuestas muy diversas, desde esta misma tarde se pasará el instalador, hasta la última, ayer en la que me indican que una vez pasado el plazo legal para hacer la instalación, abren una incidencia (hasta ayer no era posible ni eso) y debo solicitar de nuevo el alta. En la mayor parte de mis llamadas me ha vuelto a pedir un teléfono de contacto, e incluso me han dicho que el instalador me llamó y estuvo en mi casa.

Evidentemente ningún instalador me ha llamado y ninguno ha estado en mi casa, salvo que haya entrado sin mi permiso y sin estar yo.

Ayer llegué al límite de mi paciencia ya que la «amable» señorita que atendió me llamó mentiroso, después de decirme que no se podía cancelar la solicitud de alta (a pesar de que previamente me habían dicho que tenía que volver a hacerla).

Hoy, intentando darme de alta con otra compañía, necesito determinada información que debe facilitarme Endesa. Las trabas que me han puesto ha hecho imposible tener dicha información, me piden datos del anterior titular, DNI, cuenta bancaria, etc. Sólo les ha faltado pedirme la talla de calzoncillos.

La conclusión es que aunque Endesa me regale el gas y la luz, se van a quedar sin un cliente, que imagino les «traerá al pairo» pero es que todo tiene un límite, y lo que nadie me va a poder quitar es mi derecho al pataleo.

1 comentario en “Ineptitud de Endesa (y otros proveedores) y el derecho al pataleo”

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si pincha ACEPTAR está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies